Hernández es baja para cuatro o cinco semanas

A pesar de la gran alarma en los servicios médicos, Pablo Hernández no tiene una rotura completa. Se disipan así los peores temores, aunque la baja del tucumano, que podría alargarse durante cinco semanas, es un grave contratiempo para los planes de Eduardo Berizzo y del Celta por extensión. El internacional chileno sufre un esguince de grado II en el ligamento lateral interno de la rodilla derecha.

 

La rotura parcial se produjo en un choque con un jugador del Real Madrid el pasado sábado. La acción fortuita entre el céltico y Lucas Vázquez a la media hora de juego afectó sobremanera al conjunto dirigido por Berizzo, en el que se ha erigido en piedra angular para el equilibrio entre defensa y ataque. 

El pronóstico conservador de cinco semanas indica que el Tucu podría reaparecer el 20 de abril, en la visita al Espanyol. Se perdería de esta forma cinco jornadas, que incluyen el duelo directo con la Real Sociedad, el viaje a Mestalla, el derbi en Balaídos, la visita al Sporting y el recibimiento al Betis. En el mejor de los casos podría enfrentarse a los blanquiverdes.

¿La buena noticia? Pedro Pablo Hernández estará, si se cumple el plazo más adverso, en las últimas cinco fechas de Liga, un tramo vertiginoso que incluye San Mamés y el Vicente Calderón. 

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS